Vainas de Chorrillo

Todas las noches visitaba el barrio del Chorrillo, habia conocido una mamita linda Kuna, que me volvía loco, me tenía babeando las 2 cabezas, como me gustaban sus ojos negros, su sonrisa de diabla, me la pasaba visitando todas las noches hasta medianoche y luego viajar hacia el otro lado de la ciudad.

La noche de la invasión militar estadounidense no pude llegar a su casa de madera, ese barrio fue pulverizado a punta de bombas por segundo, murieron cientos de miles de civiles, pulverizados con armas que desintegraban carne y huesos, tecnología avanzada de otra galaxia, cuerpos de civiles arrollados por tanquetas gringas, hermanos fusilados, una novia muerta. En el Chorrillo, nuestra pequeña Hiroshima arde eternamente, así como mi corazón en todas las navidades.

Manigueuigdinapi

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .